domingo, 7 de junio de 2015

El cuento de nunca acabar

Ya todo el mundo está harto de oírme hablar de lo mismo: "que si RAMMS+EIN esto, que si Till Lindemann lo otro...". Y sí, no negaré que soy monotemática (como le dije a un amigo hace tiempo, no dejo de hablar de monos). 
Pero creo que últimamente he conseguido controlar mi obsesión bastante bien. Y como eso no puede ser, pues ahora voy a tener que desahogarme un poco. Todo porque ayer fui a un concierto y tenían un parche de R+, que yo no pude comprar porque no tengo dinero y ahora estoy afectadísima.
No sé quién lo sabe y quién no -o le importa- pero, como mencioné hace poco de pasada, Till Lindemann está descansando de RAMMS+EIN con un nuevo "grupo" llamado LINDEMANN (formado por él y Peter Tägtgren). 
Till dijo hace no demasiado tiempo que "Lindemann es como la amante joven y apasionada, mientras que R+ es la esposa vieja y amargada, que te da mal sexo y con la que sólo te quedas por los niños". Cualquiera que me conozca (o que me haya leído anteriormente) sabrá lo que pienso de sentencias como éstas, pero no voy a escribir otra carta a nombre de Till Lindemann y dirigida al resto del mundo explicando mi profunda decepción. ¿Por qué? Pues porque ya estoy bastante frustrada como para encima volver a enfadarme otra vez con un señor que ni siquiera me conoce. Con lo cual, prefiero pensar que, como dice él, "hay que leer entre líneas, ya que es sarcasmo, que nadie se piense que es verdad, es humor negro. Es importante para la gente que luego se piensan cosas raras"
Además, si lo que se dice es verdad (y debe de serlo porque hay una prueba viviente), ese caso de la amante y la esposa lo ha vivido él desde la perspectiva de la segunda. Los rumores dicen que a él, su mujer lo engañó con Richard Z. Kruspe (guitarrista de R+) y que tuvo una hija suya antes de divorciarse, y por eso la hija de Kruspe se llama Khira Lindemann.
Especulando sobre la vida de este hombre y cayendo en el chismorreo implícito en el fanatismo podemos darle la vuelta a la frase y aplicarle su propia justificación. Pero las conjeturas basadas en cotilleos y rumores nunca son demasiado fiables.
Esto del humor negro lo dijo de forma genérica, pero como respuesta a una pregunta que le hicieron sobre Praise Abort, el primer vídeo oficial de LINDEMANN en la web. Aquí vuelvo a sacar una vez más mi vena escéptica. Praise Abort (Apruebo el aborto), teniendo en cuenta que es un tema escrito sarcásticamente, realmente significaría que Till es contrario al aborto. Visto desde una perspectiva general, la canción da a entender que el aborto es un acto inhumano ejercido por seres infames que odian a sus hijos. Sin embargo, vuelvo a remitirme a sus palabras: "Realmente es ficción, aunque probablemente haya algún caso, pero realmente es una historia y muy graciosa, ya que imagínate que tienes un amigo con esa situación". Dónde le ve Till la gracia es un misterio, pero él fue quien escribió la letra; él se entenderá.

Como ya habré dicho anteriormente, este blog es para todos los públicos, por lo que no voy a compartir el vídeo de Praise Abort, una canción sencilla pero pegadiza que, te guste o no, no es fácil sacártela de la cabeza. No es un vídeo, a mi parecer, demasiado fuerte, pero puede haber a quien le afecte o a quien le parezca soez. Quien esté interesadx sólo tiene que buscarlo en YouTube.
Publicar un comentario